Venta electrónica de medicamentos

Con fecha 7 de mayo de 2020, se publicó en el Diario Oficial el Decreto N°58, de 27 de noviembre de 2019 del Ministerio de Salud que dispone que las farmacias podrán expender medicamentos a través de medios electrónicos (“Decreto N°58”), el cual modifica el Decreto N°466, de 1984, del Ministerio de Salud.

A continuación, una descripción de los principales aspectos de esta nueva normativa:

1)    El expendio de medicamentos al público podrá hacerse por medios electrónicos, por las farmacias y almacenes farmacéuticos. Lo anterior, deberá ser autorizado previamente por el Instituto de Salud Pública, para lo cual será necesario contar con los requisitos establecidos al efecto por el Decreto N°58.

2)    En cuanto a la condición de venta de los medicamentos, se establece que los establecimientos autorizados podrán dispensar aquellos que son de venta directa sin requerir receta médica.

3)    En lo que respecta a los medicamentos que son de venta por receta simple, su expendio se efectuará previa comunicación de la receta al establecimiento (vía receta médica electrónica o vía copia digitalizada de una receta emitida por medios físicos, en este caso se deberá verificar la correspondencia entre soporte físico y su digitalización).

4)    Para el caso de medicamentos cuya venta sea de receta retenida, el expendio podrá efectuarse por receta médica electrónica, o bien, por copia digitalizada de una receta física. En este último caso, deberá entregarse la receta física al momento de la recepción del producto farmacéutico por parte del consumidor.

5)    Por su parte, si los medicamentos son de aquellos que deben demostrar bioequivalencia, el sitio web deberá ofrecer la alternativa para poder comprar aquellos que son bioequivalentes del producto farmacéutico, ofrecimiento que debe ocurrir antes de que finalice la compra.

6)    En cuanto a los precios de los medicamentos, esta información debe ser suministrada de forma clara, oportuna, transparente y veraz. Se prohíbe cualquier expresión o forma de presentación de información que induzca a error o a engaño al consumidor, que favorezca el uso de un producto por sobre otro o impida la comparación entre dos o más alternativas.

El contenido del Decreto Supremo N°58 puede ser revisado en el sitio electrónico del Diario Oficial, en el siguiente link


“El presente Boletín no constituye asesoría legal y el estudio Guerrero Olivos no será responsable por actos u omisiones de terceros basados en la información contenida en él”.

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.