FNE acusa al Canal del Fútbol de abusar de su posición dominante en el mercado de la transmisión del fútbol profesional chileno

Con fecha 4 de diciembre del año en curso, la Fiscalía Nacional Económica (“FNE”) dedujo requerimiento en contra del Canal del Fútbol SpA (“CDF”) por infringir el inciso primero y segundo letra b) del Decreto Ley N° 211 (“DL 211”).

En su acción infraccional, el persecutor económico acusa al CDF de abusar de su posición monopólica en el mercado de la transmisión en vivo y en directo de los encuentros deportivos del Campeonato Nacional de Fútbol Profesional (“CNFP”), organizados por la Asociación Nacional de Fútbol Profesional. En específico, se imputa a dicho canal el haber establecido y ejecutado una serie de prácticas comerciales en relación a sus clientes directos (“Cableoperadores”) que, en su conjunto, constituyen un modelo de negocios lesivo para la competencia.

En primer término, CDF limitó las promociones que los Cableoperadores podían implementar en el mercado de la distribución minorista de sus señales televisivas premium -CDF Premium y CDF HD- a los consumidores finales. En conexión con la limitación anterior, también se le acusa el haber dispuesto una política de precios mínimos de reventa de sus señales premium. En tercer lugar, CDF impuso a sus clientes -de forma arbitraria- la exigencia de un pago en base a un número de “abonados mínimos garantizados”. Finalmente, CDF ató a sus productos premium su señal CDF Básico, obligando a sus clientes a adquirir este último para obtener los primeros. Para al FNE, CDF ha podido implementar todas estas estrategias comerciales puesto que, al detentar de manera exclusiva los derechos de transmisión del CNFP, tiene una posición monopólica en el mercado.

En cuanto a los efectos, según la autoridad, la conducta de CDF ha afectado la competencia “intra marcas” en el mercado aguas abajo de distribución minorista de sus señales televisivas, lo que es particularmente reprochado ante la inexistencia de competencia “inter marcas”. Al mismo tiempo, también le ha permitido extraer rentas en toda la base de clientes de los Cableoperadores, a través del apalancamiento de su poder monopólico hacia la distribución minorista de señales básicas.

Teniendo presente lo anterior, y considerando la gravedad de la conducta, su duración y el efecto disuasorio que deben tener las sanciones en sede infraccional, la FNE solicitó al Tribunal de Defensa de la Libre Competencia declarar que CDF ha infringido el DL 211, se le ordene poner término a las prácticas anteriormente descritas, imponerle una multa de 32.000 Unidades Tributarias Anuales -US$24 millones aproximados- y disponer las medidas que sean necesarias para controlar el poder de mercado de CDF en su relación con los Cableoperadores.


“El presente Boletín no constituye asesoría legal y el estudio Guerrero Olivos no será responsable por actos u omisiones de terceros basados en la información contenida en él”.

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.